15 octubre 2005

Las frases del Padre Hurtado




"¿Y yo?, ante mi eternidad.
Yo un disparo en la eternidad.
Después de mí, la eternidad.
Mi existir, un suspiro entre dos eternidades.
Mi vida, pues, un disparo a la eternidad"
. . .

"¡Cómo no voy a estar contento! ¡Cómo no estar agradecido a Dios!"
...
"Chiflarse por Cristo".
. . .
"Las almas que se agitan y claman en las plazas y calles tienen un destino eterno; son trenes sin freno disparados hacia la eternidad. De mi pude depender que esos trenen encuentren una vía preparada con destino al cielo o que los deje corren por la pendiente cuyo término es el infierno".
. . .

"¿Podré permanecer inactivo? Mi acción o inacción tiene un alcance eterno para tantas almas..."
. . .

"Cada prójimo es mi hermano, mi auténtico hermano, más aún, es Cristo"
. . .

"¿Qué es un católico? ¡Un hombre a quien Dios ha encargado el mundo! "
. . .

"¿Estás contento de mí, Señor? ¿Qué más me pides? ¿Qué harías tú el día de hoy... en tal y cual circunstancia?... Dame fuerzas, Señor"
. . .

"La muerte sin fe: enigma desconcertante ¿qué hay mas allá? Espiritismo, ansias de inquirir y en el fondo miedo cerval. Se ve acercarse la muerte con pavor. En cambio con fe ¡qué distinto!"
. . .

"La muerte será la entrega de toda su existencia en manos de su Criador para seguir viviendo mejor vida".
. . .

"El exceso de bondad es el menos peligroso de los excesos".
. . .

"En el fondo del alma del peor de sus jóvenes hay un santo en potencia..."
. . .

"La única tristeza digna de un cristiano es no ser santo".
. . .

"Sólo el santo santifica; sólo la luz alumbra; sólo el amor calienta".
. . .

"La eternidad. He sido creado no para el tiempo sino para la eternidad".
. . .

"La única derrota es alejarse de Cristo".
. . .

"... ¿cómo no estar contento? ¿Cómo no estar agradecido con Dios? ¡Qué fino es él! Todas mis obras han prosperado; en lugar de una muerte violenta me manda una larga enfermedad para que pueda prepararme; no me da dolores, me sostiene mi cabeza para que pueda arreglar tantos asuntos; me da el gusto de ver a tantos amigos... Verdaderamente Dios ha sido para mí un Padre cariñoso, el mejor de los Padres"
(cuando le dan la noticia de que está deshauciado a causa del cáncer de páncreas)
...

"Estamos en las manos de Dios... Esa es la gran ciencia, estar a fondo en las manos de Dios... pero somos tan tontos que no aprendemos nunca a entregarnos completamente. Ahora estoy enteramente en sus manos y por eso estoy tan feliz."
(en el lecho de muerte)
. . .

""Contento Señor Contento".
(fase que repetía cuando, en los últimos días, antes de morir, la enfermedad se convirtió en dolorosa)

. . .